Los mitos del Donbass

“El mito de las tropas rusas en Donbass fue el más ‘exitoso’, pues una fuerte campaña mediática le permitió, incluso, ser formulado en el contexto de una ley que situó oficialmente a Rusia como país agresor y al Donbass, como zona ocupada.”

Antonio Rondón García (https://www.prensa-latina.cu)

Moscú, 19 nov (PL) El rechazo en Donbass al golpe de estado de 2014 en Kiev, y la soberanía de Crimea llevó al Gobierno ucraniano a tejer mitos sobre esa citada zona hullera para justificar el uso de sus fuerzas armadas contra los civiles.

Desde que los primeros habitantes de Donetsk montaron barricadas para impedir a paramilitares neofascistas participantes en el golpe de estado, hacerse del control de la administración de esa región, Kiev comenzó a tejer leyendas.

Nadie en el Gobierno ucraniano quiere recordar ahora como en los primeros momentos de abril de 2014, las abuelas rusas, con el mismo sello de heroísmo de la Gran Guerra Patria, obligaron a quienes podían ser sus nietos a abandonar los blindados.

La mayoría de los militares enviados desde la entonces ciudad de Dnepropetrovsk si no desobedecieron las órdenes, al menos dejaron en el terreno blindados y tanques para no disparar contra su pueblo.

El Gobierno ucraniano debió acudir a los paramilitares neofascistas para encender la mecha de una operación de castigo contra la población sublevada, la cual fue calificada de terrorista.

Solo después, cuando finalmente se utilizaron tanques y aviones y las fuerzas regulares fueron rodeadas, apresadas y destruidas para obligar a Kiev a firmar los acuerdos de Minsk, fue que Ucrania habló de una supuesta invasión rusa.

El mito de las tropas rusas en Donbass fue el más ‘exitoso’, pues una fuerte campaña mediática le permitió, incluso, ser formulado en el contexto de una ley que situó oficialmente a Rusia como país agresor y al Donbass, como zona ocupada.

La más reciente creación de Kiev, después de los comicios generales en las autoproclamadas repúblicas de Donetsk y Lugansk, es la supuesta situación revolucionaria surgida en esas regiones.

De acuerdo con el nuevo mito en ciernes de Ucrania, los ciudadanos del Donbass, donde perecieron más de 10 mil personas, en su mayoría civiles, desean rebelarse contra las autoridades rebeldes que ‘las oprimen’.

Kiev suspendió el pago de pensiones, el suministro de electricidad, boicoteó y saboteó los acueductos, así como bloqueó la entrada de productos y la salida del carbón extraído en las minas de Donbass con destino el resto de Ucrania.

Pero el exvicejefe del Estado Mayor de las fuerzas armadas ucranianas, general Igor Romanenko considera necesario escuchar los consejos estadounidenses de crear una ‘situación revolucionaria’ para provocar una sublevación dentro de Donbass.

Desde Moscú le aclararon a Romanenko que estaba ligeramente errado y que su propuesta nada tenía que ver con la realidad.

Además, diputados rusos estimaron que el asunto podría ser abordado en el encuentro que supuestamente debe tener lugar a finales de este mes en Buenos Aires, entre el presidente ruso Vladimir Putin, y su similar estadounidense, Donald Trump.

Pero el conflicto en Donbass continúa y Kiev está lejos de lograr allí algún avance a su favor, por lo que aún queda tiempo y motivos para otras leyendas sobre esa región.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *